La formación del petróleo

El petróleo es una mezcla compleja de hidrocarburos sólidos, líquidos y gaseosos, cuyos componentes principales son el hidrógeno y el carbono, con pequeñas cantidades de oxígeno, nitrógeno y azufre; una composición que revela, al igual que en el caso de los carbones, un medio de formación carente de oxígeno. Su origen biológico es indiscutible, ya que entre los productos analizados en el petróleo se encuentran compuestos orgánicos de origen animal (como el colesterol) y de origen vegetal (como el ergosterol).
La formación del PetróleoLa formación del petróleo se relaciona con la degradación, en condiciones anaerobias, de la materia orgánica procedente del plancton marino. Como el plancton es más abundante en las zonas superficiales cercanas a la costa, al morir cae sobre la plataforma continental (base del océano cercana al continente), y allí los microorganismos anaerobios se encargarán de transformar la materia orgánica en hidrocarburos. Después va a seguirse una etapa de maduración.

Los hidrocarburos han podido formarse sobre la Tierra mucho antes que el carbón, aunque la mayor parte del petróleo conocido (el 60%) se formó hace unos 110 a 80 millones de años. Esto no debe extrañamos demasiado, ya que los hidrocarburos del petróleo son aún más inestables que el carbón y, cuando se calientan o/y presionan en exceso, se descomponen. De modo que la mayor parte de los hidrocarburos antiguos se ha transformado.