Vesta

Asteroide 4, el cuarto asteroide descubierto, por Heinrich Wilhelm Olbers, en 1807. Su diámetro medio es de 576 km, convirtiéndose en el tercer asteroide más grande del cinturón principal de asteroides. La masa de Vesta es de 2.76 x 1020 kg y su densidad media de 3,3 g/cm3. Su órbita tiene un semejante mayor de 2,362 UA, un periodo de 3,63 años, un perihelio de 2,15 UA, un afelio de 2,57 UA y una inclinación de 7,1º. El color de Vesta cambia ligeramente a medida que rota cada 5,34 horas, indicando que su superficie no tiene composición uniforme. El telescopio Espacial Hubble ha revelado accidentes brillantes y oscuros tan pequeños como de 80 km de longitud en Vesta, sugiriendo un terreno geológicamente diverso con un manto expuesto, flujos antiguos de lava y cuencas de impacto. El albedo medio es de 0,38. El espectro de Vesta es característico del mineral piroxeno, común en los flujos de lava. Vesta puede ser una fuente de meteoritos eucritos y de algunos otros asteroides más pequeños. Es lo suficientemente diferente a otros asteroides como para que se le haya asignado una clase especial, V (de Vesta). Su magnitud aparente media en la oposición es de 6,5, aunque en las oposiciones particularmente favorables puede alcanzar magnitud 5,7, convirtiéndose en el único asteroide lo suficientemente brillante como para ser visible a simple vista.