Los cúmulos abiertos de las Hiades y las Pléyades en la constelación de Tauro

Se trata de agrupaciones irregulares y relativamente pequeñas de varias docenas o miles de estrellas de Población I distribuidas de forma irregular y no excesivamente agrupada en una superficie que varía de 6 (2 parsecs) a 30 años luz (10 parsecs): una media de 12 años luz = 4 parsecs.
Estas estrellas de reciente formación suelen ser muy brillantes y observarse con facilidad, como, por ejemplo, las Pléyades en la constelación de Tauro o las estrellas del Pesebre en la constelación de Cáncer, el doble cúmulo de Perseo o el cúmulo M6 en la constelación de Escorpio (conocido como la Mariposa), o como las Híades en la constelación de Tauro, a unos 140 años luz de la Tierra, que fueron muy útiles para definir una escala de distancias galáctica.
Las estrellas de un cúmulo abierto se originaron a partir de una nube de gas: lo demuestra la relativa
uniformidad de su composición química. Además, casi todas tienen la misma edad, y las diferencias que se aprecian entre una y otra pueden justificarse en su diferente recorrido evolutivo (distinta masa original). Estas estrellas permanecen unidas por la fuerza de gravedad, que a menudo no consigue vencer las fuerzas disgregadoras y acaban por superarla al cabo de varios cientos de millones de años.

Los cúmulos abiertos de las Hiades y las Pléyades en la constelación de Tauro
Imagen perteneciente al astrofotógrafo Joe Orman

Lista de los cúmulos abiertos más visibles

Los cúmulos abiertos más visibles
Nombre Constelación Características
Hiades Tauro Más de 100 estrellas, muchas con magnitud entre 3 y 4
M45 Tauro Conocido como Pléyades, más de 100 estrellas, 6 de magnitud < 5
M47 Popa 30 estrellas de magnitud < 5
M44 Cáncer Conocido como el Pesebre; unas 50 estrellas, al menos 10 de magnitud < 7
M6 Escorpio Unas 80 estrellas de magnitud > 7
M7 Escorpio Unas 80 estrellas de magnitud > 7
M35 Géminis Unas 200 estrellas de magnitud > 8

Juan Miguel
webmaster@astroyciencia.com