Desafíos del Sistema Solar

Índice

– Visibilidad: visibles con prismáticos, mejor con telescopio.
– Urano: azul verdoso, magnitud 6, disco de 3 o 4 segundos de arco.
– Neptuno: azul grisáceo, magnitud 8, disco de 2 o 3 segundos de arco.
– Plutón: blanco, magnitud 14, disco de 0.1 segundos de arco.
– Asteroides: blancos, magnitud 8 o más débiles, sin disco apreciable.

Visibles con prismáticos, pero mejor con telescopio

La Luna, Marte y Júpiter aparecen grandes al observarlos con cualquier telescopio. Pero los dos planetas gigantes gaseosos más externos, Urano y Neptuno, así como el enigmático noveno planeta, Plutón, suponen desafíos más duros. Lo mismo cabe decir de los mundos minúsculos y fragmentados que orbitan entre Marte y Júpiter; los asteroides.

Urano

El astrónomo aficionado anglogermánico William Herschel descubrió el planeta Urano en 1781 mediante un telescopio de 150 mm. Este astro se muestra pequeño, con sólo 3 o 4 segundos de arco y de magnitud 6. Para encontrarlo hay que consultar su posición en alguna revista o programa informático de astronomía. A través del ocular presenta un aspecto no estelar manifiesto y un intenso color azul verdoso debido al metano que contiene su profunda atmósfera.

Localizar Urano y Neptuno

Localizar Urano (círculo de la izquierda) o Neptuno (círculo de la derecha) entre el fondo de estrellas constituye un logro nada despreciable para los principiantes. Al aplicar más aumentos se llegan a apreciar los discos minúsculos de estos planetas, aunque no pueden distinguirse rasgos superficiales similares a los de Júpiter.

Neptuno

El descubrimiento de Neptuno se produjo en 1846. Aparece como una copia azul grisácea y más pequeña de Urano. Brilla con magnitud 8 y mide sólo de 2 a 3 segundos de arco.

Plutón

Para descubrir Plutón (en 1930) fue necesario emprender una búsqueda fotográfica. Este planeta. más pequeño que la Luna, tiene magnitud 14 y no presenta disco cuando se observa con telescopios de aficionado. Para localizarlo hay que contar con datos exactos sobre su posición y se precisa una abertura de al menos 250 mm.

Asteroides

observar asteroidesLos asteroides orbitan mucho más cerca del Sol, pero en su mayoría miden apenas unos kilómetros de diámetro y son débiles. Aun así hay varios centenares al alcance de un telescopio de 75 mm. Existen programas de ordenador y recursos en internet para localizar sus posiciones. Para observarlos debe localizarse el campo correcto, dibujar todas las estrellas visibles y repetir la operación uno o dos días más tarde. La “estrella” que se haya desplazado es el asteroide
.

 

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Desafíos del Sistema Solar puedes visitar la categoría Sistema Solar.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir